Jugos terapéuticos

¿Qué son los jugos terapéuticos?

Podemos afirmar sin temor a equivocarse, que las frutas, los vegetales y las plantas medicinales poseen acción terapéutica, lo que significa que curan enfermedades leves, crónicas o agudas.

Sin embargo, y a pesar del aparente conocimiento que se tiene sobre los alimentos, todavía no se descifra su verdadero potencial terapéutico. Por ejemplo, se escucha hablar del betacaroteno de la zanahoria, pero ¿donde quedan las otras 1.500 sustancias químicas con que cuenta este vegetal y que tienen acciones terapéuticas?

Cada día crece el número de médicos que buscan en los productos naturales soluciones para los problemas de salud de sus pacientes y algunos de ellos han llegado incluso a proponer la sustitución de la medicina ortodoxa por la medicina natural, con la cual han encontrado soluciones a casos rebeldes, calificados como incurables, sin el riesgo de efectos colaterales peligrosos, con productos fáciles de conseguir y asequibles para todas las personas.

A tener en cuenta...
Cada uno de nuestros pacientes ha tomado jugos nutracéuticos y ha obtenido beneficios indescriptibles. Las fórmulas sugeridas incluyen de dos a tres jugos diarios, de esta manera se está formando una nueva cultura de la alimentación para la nutrición.

Preparación y consumo de los jugos terapéuticos

Selección del material vegetal

Al adquirir frutas, hojas, tallos y raices, cerciorarse de que se encuentren en perfecto estado, con excelente apariencia natural, color saludable, buena contextura y frescura. No use partes vegetales con magulladuras o descompuestas. El material vegetal puede conservarlo refrigerado en tanto no se altere su calidad. Evite usar material fumigado o tratado con sustancias químicas.

Preparación del material vegetal

Lave el material con agua potable, elimine toda materia extraña que tenga adherida y las partes deterioradas, remueva las semillas, salvo recomendación especial y corte en trozos pequeños como preparación para el licuado.

Cantidad de jugo

Se recomienda que los adultos comiencen tomando tres vasos medianos  (de unos 250 centímetros cúbicos) al día y vayan aumentando de manera progresiva la dosis hasta seis vasos diarios. El primer jugo del día es conveniente tomarlo media hora antes del desayuno, para un mejor aprovechamiento de los principios activos.
Los niños deben consumir la mitad de la dosis del adulto diluida en agua hervida (una parte de jugo y una parte de agua hasta completar un vaso pequeño)

Importante
Con el propósito de adquirir información sobre el grado de aceptación o rechazo por parte del organismo hacia cada fruta o vegetal, se recomienda que el tratamiento de cualquier persona, sea niño o adulto, se inicie con el suministro individual del jugo de cada uno de los componentes por separado, pues si se suministra la mezcla desde el comienzo no hay oportunidad de conocer el origen de cualquier molestia que se pueda presentar. Con el conocimiento del grado de aceptación o rechazo de cada componente , el médico podrá evaluar su incorporación o su sustitución para proseguir el tratamiento

Calidad del jugo

Consuma jugos frescos y asegúrese de la calidad de los componentes y de su preparación. Consuma el jugo inmediatamente despues de preparado; sólo en casos especiales se pueden mantener proporciones refrigeradas, en recipientes no metálicos y adecuadamente tapados, de aquellos jugos que, de acuerdo con su experiencia, se conservan sin alterarse.
Los jugos de frutas deben consumirse el mismo día de su preparación. Los sumos de hierbas se pueden conservar varios días refrigerados en recipientes tapados.

Recomendaciones especiales

El médico recomendará algunos cuidados que deben seguirse al consumir jugos que pueden generar efectos adversos al paciente. Por mencionar algunos casos, el jugo de col (repollo) no debe consumirse en exceso porque puede disminuir peligrosamente y agotar el nivel de yodo en el organismo, lo cual desencadena trastornos en el funcionamiento de la glándula tiroides, en el metabolismo general y en el comportamiento del paciente.

  • Recomendación en diabetes e hipoglucemia
  • Recomendación en embarazo
  • Recomendación en niños
Los niños en la primera infancia deben evitar jugos con alto contenido de perejil, por sus propiedades neurotóxicas derivadas de la presencia de apiol.

Efectos al tomar jugos terapéuticos por primera vez

Libro - El poder de los jugos naturales

Es la más importante guía para conservar y recuperar la salud. Este libro desentraña el poder extraordinario de los jugos elaborados con frutas, hierbas aromáticas y vegetales.